lunes, 13 de septiembre de 2010

Spiritualized

En Kyoto, todo el mundo es bien recibido en el templo Nishihongan-ji (西本願寺). El único requisito para entrar es quitarte los zapatos. Allí podrás disfrutar de la paz de los rezos budistas y de la firme comodidad del tatami.

1 comentario:

Olivia dijo...

Ohmmmm...pero qué angulo más bien cogido!!! acabo de ver el curso trípode, ya tu sabes...